MENTA (Hierbabuena Piperita)
Utilizada para aliviar los trastornos gastrointestinales, la menta es antiséptica, calmante, digestiva, estimulante de las bilis, y tiene ligeras propiedades sudoríficas, por lo que también está indicada en todo tipo de infecciones, fiebres e inflamaciones, mareos, etc.
La infusión de menta, a razón de una cucharita por taza, produce alivio en casi todas las dolencias. Es mejor usar las hojas frescas, aunque no siempre es posible. Las hojas secas se han de guardar herméticamente cerradas, pues pierden el aroma.
La infusión o decocción de menta, batida con aceite a partes iguales y aplicadas en compresas, es muy eficaz contra las quemaduras.
Indicaciones: trastornos gastrointestinales y hepaticobiliares, infecciones.
Dosis: tres o cuatro tazas al día.