Cataplasma emolientes.
La cantidad necesaria de harina de lino diluida en agua hirviente y puesta en un paño adecuado. Se aplica lo más caliente posible para cubrir la parte enferma y se sujeta con una venda gruesa que mantiene el calor.