HIERBAS RECONSTITUYENTES.
Las tisanas caseras son útiles también para los estudiantes que no pueden concentrarse en los libros, para los que lardan más de lo normal en reponerse de una enfermedad, quienes se cansan fácilmente al menor esfuerzo.
CONVALECENCIA:
Preparar una tisana de la forma habitual, con una a cuatro pizcas de salvia y beber de una a tres tazas por día .La salvia posee propiedades estimulantes y tónicas.