SANDÍA.
Ideal para combatir la sed y el calor, la sandía se compone en un 90% de agua. También posee vitamina A, B, C, manganeso y potasio.
BENEFICIOS: potencia la fuerza de nuestras defensas, protege la salud ósea y es diurética,
ZONAS DEL CUERPO DONDE MÁS INFLUYE: sistema inmuni-tario y esquelético.