Flavonoides.
SIEMPRE JOVEN.
Son unas sustancias con un alto poder antioxidante, por lo que previenen el envejecimiento y la degeneración celular. Una de sus características es que interaccionan con otras sustancias vegetales, como las vitaminas, y potencian su acción benéfica. Se encuentran en: sobre todo, los vegetales más coloridos. Se suelen concentrar en la piel de las frutas y verduras; por eso, conviene comerlas sin pelarlas, así como que procedan de la agricultura biológica. Por otra parte, muchos de sus beneficios terapéuticos se ven reducidos por culpa de los procesos de industrialización. Por ello, toma los vegetales frescos y, a ser posible, crudos.