Archivos de la categoría:

INFUSIÓN

febrero 3, 2008

INFUSIÓN

Es, a la vez, el nombre del método de preparación y del producto obtenido.
En el primer sentido, es un procedimiento de extracción de los principios esenciales de una planta, que consiste en someter unos minutos una o varias plantas a la acción del agua en ebullición (de cinco a quince minutos), con lo que se aprovechan los principios solubles que contiene el vegetal.
No se trata de cocer las plantas (decocción), sino de sumergirlas en agua hirviendo y fuera del fuego. El té es una infusión.
Sin embargo, ciertas recetas recomiendan dar un rápido hervor a las plantas (unos segundos) y dejar seguidamente en infusión.

Las infusiones no deben conservarse más de 24 horas, sobre todo en verano, pues se alteran con rapidez.
Generalmente, la infusión es bebida, pero también es corriente que sirva para uso externo (lociones, lavajes, compresas, etc.) o que forme parte de la composición de una cataplasma o de una pomada.
A titulo de ejemplo sépase que la infusión de menta alivia en caso de calambres o de cólico. Para obtenerla, hiérvase un litro de agua que se verterá, todavía hirviente, sobre 10 a 20 grs de hojas de menta en una tetera o un simple cazo. Se deja en infusión, se filtra y se bebe. Las infusiones más corrientes se venden en paquetes o en bolsas individuales para una o dos tazas, como el té. Son la tila, la menta, la hierba Luisa, la camomila y otras, y también mezclas de las mismas, como la tila-menta.

Plantas Medicinales está orgullosamente a prueba de Digg gracias a la caché que proporciona WP Super Cache